Archive

Archive for 29 agosto 2008

Cual sherpa

Hace tiempo hablábamos de la desviación moral y ética en que hace ya un buen tiempo que habita nuestra sociedad. Se premia al que más tiene. “Tanto tienes, tanto vales” que diría el clásico. Pues sí.

Quisiera rendir un homenaje a los olvidados. A esa gente que no cuenta. Que no suma. La vida les ha negado la oportunidad de tener un verdadero nombre propio.

En este punto, les pido una licencia para hablar de los sherpas. No me digan que el paradigma no les parece adecuado.

Si un europeo sube al Himalaya, el mundo occidental lo ensalza cual proeza titánica (no dudo que lo sea). Ahora bien, si un sherpa sube una y otra vez (hasta arriba de armatostes, además) no le importa a nadie.

Exijo un reconocimiento para esta clase de tipos, que con tal dignidad se ganan la vida a los pies de este coloso montañoso.

Mañana haré de sherpa. Y mi inefable amigo chino, de europeo adinerado. Sí, como lo oyen. Del Rosal se ha fastidiado un tobillo y necesita que un amable “sherpa” le eche una mano en el supermercado, para adquirirle las viandas y de más enseres domésticos-gastronómicos con los que subsistir en su periodo de convalecencia.

Mañana, yo seré el pobre servidor de mi amo blanco. De mis labios saldrá el vergonzante “Sí amo” sudafricano que gracias a Dios se erradicó hace décadas. Entenderé el significado y el significante del esclavo, del nacido para servir, del pobre desgraciado que no tuvo la suerte de estar en el lugar y en el momento adecuado.

Mientras mi amo me diga “coge ese paquete de salchichas” o “mete esa bolsa de papas en el carrito”, pensaré en los sherpas. Cuando conduzca el coche con el que llevaré a mi amo hasta su hogar, recordaré las películas del África colonial. En el momento en que el amo me escupa alguna delicia como “sube mis bolsas, porteador” no podré más que dejar volar mi mente hacia los esclavos que todavía habitan este mundo podrido, desalmado y sobre todo, descabezado.

Recuerdo aquella frase que firmó Nelson Mandela: “Después de escalar una montaña muy alta, descubrimos que hay muchas otras montañas por escalar”. Qué gran verdad.

El umbral entre el comienzo y el final

Bueno amigos. Han venido mis primos con sorpresa y estoy sin tiempo, sin ordenador y casi sin casa para poder estar a gusto tocándome la huevada.

Lo suficiente para volver a la normalidad tras unos días “tocado” ante el palo de Barajas. Hay cosas que no pueden suceder. No quiero excusas. No pueden suceder. Y punto.

Seguimos esperando. Por cierto, lean el comentario del Sr. del Rosal en el post anterior. Ese tipo debiera dedicarse a la escritura profesionalmente, mejor que perder el tiempo en otras zarandajas orientales, como aprender la vida y milagros de los habitantes de Corea del Norte. Es un crack.

Antes de tamaña tragedia, estábamos disfrutando de los juegos. Nos quedó por decir que finalmente cayeron 18 medallas. 5-10-3.

Las nenas de la natación sincronizada nos dieron una plata y dos de sus componentes (Gemma Menguay a Andrea Fuentes) otra plata en duo. Espectaculares. Sólo superadas por las rusas.

Inmenso también David Cal. 2 platas más en Piragüismo. C1 – 1000 metros y C1 – 500 metros. Es cierto que hay algo de decepción en el ambiente. Él mismo tenía olor a oro. Pero el que niegu su proeza no tiene ni idea de qué va esto.

Vaya orazo nos otorgaron también en Piragüismo, Saúl Craviotto y Carlos Pérez. En K-2 500 metros. Espectacular. Vencieron a una pareja (la germana) que llevaba sin caer desde que mi amigo chino comía con babero.
Y finalmente, para cerrar los JJ.OO. los equipos. Hockey, Balonmano y Baloncesto. (Plata, Bronce, Plata). Si les soy sincero, lo que más me gusta. Quién haya seguido esto de los juegos, seguro que habrá seguido los partidos de la primera fase y cada remate, cada jugada y cada gol, canasta o parada.

Grandes los chavales de Hendriks, que supieron derrotar a los engreídos australianos en semis y sólo sucumbieron ante Alemania. Irregular el balonmano. Cayeron con los islandeses y fueron capaces de apalizar a los croatas (inconcebible).

Y chapeau con el equipo nacional de baloncesto. Lo que hicieron fue de lo más bonito que recuerdo haber visto nunca. Era la historia del débil contra el fuerte que tantas veces hemos visto en la vida real. Era la eterna lucha romántica contra el destino imposible de evitar. El partido de nuestra selección tiene el mismo valor que la Eurocopa en fútbol, el Wimbledon de Nadal o el Mundial de Balonmano. En la vida lo olvidaremos.

Sin más, amigos, vuelve la rutina. En forma de fiestas de Sanse, en forma de supercopa y nueva liga, en forma de ilusiones claramente delimitadas y de responsabilidades duramente marcadas.

Esto es lo que hay.

Ojalá hay pocos finales y muchos comienzos, ahora que se aproxima el final del verano.

Y disfrutemos la vida… Que nunca se sabe cuándo nos tocará dejar de hacernos esta pregunta.

Hasta pronto amigos. Curren… y sean buenos.

La tragedia como destino

“He perdido a mi hijo, a mi nuera y a mis dos nietos”, acertaba a decir una señora antes de entrar en el autobús que le llevaba a IFEMA a identificar sus cuerpos.

“Mi hijo tenía billete para un vuelo anterior de Air Europa, pero lo cambió ayer mismo para volar un poco más tarde. Ha sido una fatalidad”, relataba el padre de David Caballero, militar en Madrid. “He perdido a mi hijo de 27 años, estoy destrozada”, lamentaba la madre del joven fallecido.

“Imagínese como me puedo sentir… he perdido a mi sobrino que venía de Orlando y que hoy precisamente cumplía 23 años” aseguraba con voz temblorosa y entrecortada el tío de uno de los pasajeros desaparecidos.

“Los cadáveres destrozados estaban fundidos con ramas, con rocas y con restos del avión”. Así describía grave siniestro de Barajas una de las personas que participan en las labores de rescate.

Dos de los niños supervivientes en el accidente de aviación registrado ayer en el aeropuerto madrileño de Barajas preguntaban insistentemente por sus padres mientras eran rescatados del aparato siniestrado.

“No queremos hablar; mi hijo está muy grave”, masculla sollozando la madre de uno de los siete ingresados a la prensa.

“En el río había gente muerta. Otras estaban carbonizadas, incluso los heridos tenían el 80% del cuerpo quemado”, manifestó Antonio. Su padre, visiblemente impactado por lo que acababa de ver, recordó cómo vio a uno de los pilotos tendido junto al cauce del riachuelo y a una “azafata morena muy guapa, muerta”. “Íbamos con las camillas y con los que no se podía hacer nada, los íbamos dejando”, explicaba el hombre, abatido. “Uno [de los pequeños superivientes] nos pedía ayuda para salvar a su madre”, contó José Antonio a las cámaras de Telemadrid. Y añadió: “No hay avión: está carbonizado. Sólo se ven los dos motores. Está todo quemado, no como otras veces, cuando ves accidentes, que se ve algo. Aquí no se ve nada”.

——————————————————————————

A todo esto, el COI ha denegado el permiso para que la bandera de España en la Villa de los atletas ondee hoy a media asta. ¿Recuerdan al amorfo del anuncio de Aquarius dicendo “El ser humano es extraordinario”?

El destino es imprevisible.

Demasiadas veces el ser humano también.

Categorías:Uncategorized Etiquetas: , , , , ,

Entre anginas y juegos

Uno que pensaba que había desterrado a sus atrofiadas amígdalas para siempre, gracias a la inestimable ayuda del chamán…Iluso.
Pero bueno, ya sesabe que casi todo en la vida es cuestión de insistencia. Volveremos en los próximos días a visitar al maestro de maestros, prestidigitador de prestidigitadores, chamán de chamanes a la pocas veces reconocida ciudad de Soria.
Llevaba año y medio sin esta lacra “anginil”. Pero bueno, he vuelto a sentir lo que es tener unas pelotas de golf incrustadas en la garganta, fiebre terrible que te impide dormir y te hace sudar cual pollo y esa sensación de malestar que te atrapa y te impide ser tú mismo.
Ni siquiera he podido ir a currar, con la de cosas que tengo que hacer. En fin, a ver cómo recupero el tiempo perdido.
Por su parte, los JJ.OO. siguen dejando noticias. Nos habíamos quedado en 7 medallas. Sumémosle 3 más.
Leire Olaberría. En ciclismo en pista. Bronce por casta y por afán de superación. No esperada. Quizás por ello, valorada éspecialmente.

Más de ciclismo: Llaneras (otra vez, vaya crack) y Tauler en la prueba de Madison. Plata con cierta polémica, pero plata al fin y a la postre. Es tremendo pensar la demostración de poderío que está dando el ciclismo nacional, tanto el de carretera como el de pista.

Esta misma mañana, mientras la selección de basket se metía en semis tras derrotar con holgura a la anárquica Croacia y un poco antes de que nuestros representantes de waterpolo no pudieran poner en apuros a Serbia, nuestras chicas de la sincronizada han vuelto a demostrar que junto a Rusia (eminencia en esta disciplina) son las mejores del mundo. Cómo suena esa afirmación. Da casi vértigo.

Es muy difícil, está más que comprobado que todo el mundo te señale como el mejor en algo y ante todos los focos y miradas posibles, demostrarlo. Estas chicas lo han demostrado. Igual que Nadal o Llaneras.

En el lado negativo, obviamente el atletismo. Y sus nombres propios. Ha sido lamentable la actuación de Reyes Estévez que no pasó ni la primera ronda de 1500 y decepcionante la de Arturo Casado que no se pudo meter en la final. Salvó el honor Higuero, ese crack de Aranda que fue 5º.
Una pena lo que ocurrió con nuestra Marta, pero si alguien no le tiene que demostrar nada a nadie es ella. Y bueno, así con otras pruebas en que esperábamos al menos pelear.
Con todo, lo más vergonzante de todo ha sido la actuación de Mario Pestano. El lanzador de disco chicharrero que iba con la tercera mejor marca del año y no fue capaz ni de entrar entre los 8 primeros. Lanzó en 3 intentos, 6 metros menos que su marca de hace 15 días y que le hubiera dado medalla. Debe de ser un síndrome que tienen nuestros lanzadores. Es un caso parecido al de Manolo Martínez. En fin…muy, pero que muy decepcionante. Como Carlota Castrejana…
Casos diferentes son los de Paquillo o Gómez Noya. Cierto que contábamos con sus medallas, pero son casos similares al de Marta. No son dudosos. Fallan muy poco. Nos tienen ganados.
Nos encontramos en este punto con un bagaje de 10 medallas. Faltan algunas casi seguras como las de David Cal, esperemos que los chavales del basket, la sincronizada, vela…Al final no será un mal total, aunque da un poco de rabia pensar el gran resultado que podríamos haber conseguido de no haber fallado, donde nunca predijimos hacerlo.

Muy grandes

Semana de Juegos. Días de deporte sin parar. Esto se paga. ¡¡Qué sueño, por Dios!!

Nos ha costado ponernos las pilas, pero hemos vuelto a la senda del triunfo.

Primero ayer, el inmenso, el gigante, el mayúsculo Joan Llaneras. Impresionante en la prueba de puntuación. Un fenómeno. En recuerdo a Isaac Gálvez. No se puede tener más clase.

Hoy ha sido el día de rematar el tenis. Las féminas (Vivi y Anabel) se quitaron de encima a las chinas en la jornada de ayer y hoy tocaba cerrar el cuadro. No pudo ser ante las yanquis superdotadas. Plata que sabe a oro.

El primer oro olímpico de la historia en el tenis para el grandísimo e inimitable Rafa Nadal. Hay pocos valores tan seguros como él. Es raro que falle. Enorme. No hay palabras. Es alguien que reúne todos los requisitos para ser recordado de por vida. Nuestros nietos nos pedirán que les contemos todas sus hazañas. Y lleva tantas que es complicado acordarse. Gloria al rey. Gloria al más grande. Al número 1. Enorme.

Otro valor seguro en esto de los juegos es Gervasio Deferr. Le han tangado su tercer oro, después de haber hecho un ejercicio bestial, pero ya se sabe cómo es esto de los jueces en China con los chinos. No es la primera vez. Tercera medalla. Impresionante. Nos quitamos el sombrero. Por cierto, escuchando al crack de su padre en la Ser uno se da cuenta de lo que es la buena gente.

Por último, para acabar este fin de semana brutal, hablar del 49 er. Bestial. Están dirimiendo si finalmente se llevarán plata u oro. En cualquier caso, Iker Martínez y Xabier Fernández nos dan otra alegría. Era raro que en Vela no consiguiésemos también llevarnos algo. Enhorabuena.

Por contra, no puedo dejar de lamentar la medalla de Paquillo y la de la enorme Marta. Pobrecilla. Esa caída nos ha jodido la tarde. Qué gran mujer.

Y así, habría que hablar de los 8 oros del tipo ese que puede nadar y vivir debajo del agua al que apellidan Phelps. Ha batido el famoso record de Spitz de Munich, nada menos. Lleva en su carrera 14 oros y 2 bronces. 14 oros nos los ha conseguido España en los últimos 4 JJ.OO. Es para hacernos una idea.

O también deberíamos hacer una mención de ese jamaicano que vuela a una velocidad jamás alcanzada. ¡Espectacular! No recuerdo una final de 100 metros así. Quizás aquella en que Ben Jonhson superó escandalosamente a Carl Lewis en el 88. Ganó con una suficiencia aplastante…hasta que se descubrió el pastel. Tremendo Usain Bolt.

Sobre la vergonzosa cobertura de TVE que nos ha metido el absurdo motociclismo de los cojones cuando nos la trae al pairo, en medio de los juegos y no hemos podido ver momentos épicos, mejor no hablar. Ellos mismos.

Queda una semana de juegos. Esperemos seguir aumentando el medallero y sobre todo, seguir disfrutando de esos deportistas que nacieron junto a nosotros, que son sangre de nuestra sangre y que nos representan allende nuestras fronteras.

Antitéticos

Ante una soziedad alkohólica como la que nos rodea, nos canta y nos azuza el día a día, a uno de vez en cuando le da por pensar. ¿Por qué a la gente le gusta tomarse tan a menudo unas copas?
Qué gran inventos los bares. Cumplen su misión en este mundo caótico, injusto, maloliente y perverso. Si se sabe ser franco con uno mismo, no hay por qué tener miedo a estos antros, mitad avernos, mitad vergeles.
Hay otras cosas a las que de verdad tenerles miedo.
Le tengo miedo a Rusia, por su desmesurada acción bélica sobre seres humanos. Le tengo miedo al deshielo. Le tengo miedo a la miseria. Y le tengo mucho, pero que mucho miedo a los hijos de puta.
Esa es la verdad.

No es santo de mi devoción Alfonso Ussía. Pero dio en el clavo al escribir “Que en España hay mucho hijo de puta es algo que no puede sorprender. La Real Academia Española define al hijo de puta como «mala persona». Se queda corta. Un hijo de puta es mucho peor que una mala persona…”.
Y es que hay malas personas a punta pala. Y se les caza al vuelo. Se les ve comer en los ayuntamientos, reír en los tribunales, regoldar en las oficinas o humillar desde las alturas.
Este tipo de basura queda retratada cuando enfrente sí hay una buena persona. Y de esos también conozco yo a unos cuantos. Por ejemplo a mi colega Todo a 100. Es el alias de alguien de gran corazón, ilusiones del tamaño de Hiperión y alegría perenne.
Todo a 100 tiene un problema. Es demasiado bueno. Es objetivo fácil de los hijos de puta. Le engañan. Le roban. Le joden.
La Biblia dice que los actos considerados buenos no salvan a la gente del pecado. La salvación es posible solamente a través de la misericordia y gracia de Dios.
En este mundo terrenal, Dios tiene aura de hijo de puta, la misericordia no existe y la salvación es irse a un bar con tus lloros, con tus quejas y con tus esperanzas.
Ahora bien, su reino es de este mundo… y llegará un momento en que paguen con creces el producto de su oligarquía.
Brindo por su extinción. Brindo por los buenos tipos. Brindo por los Todo a 100 de este universo. Brindo por estar siempre en este bando. Por la superposición de la honestidad a la infamia; por no tener miedo.
Y por ser feliz. Pese a todo.
Categorías:Uncategorized Etiquetas: , , ,

Primeras preseas

Han empezado los Juegos. Y se nota.

Qué maravilla. A los que nos gusta el deporte, poco más se nos puede ofrecer. Casi 20 días de exhibición individual y colectiva de las disciplinas fundamentales en este mundillo.
Las historias que han dejado tras de sí los JJ.OO. son increíbles: Jesse Owens, Munich 72, Zatopek, Spitz, Carl Lewis, Barcelona 92… Un día me pondré a recordarlas para los no iniciados.
Los Juegos no sólo son tíos haciendo deporte. Es el culmen de años y años de preparación ante el universo. Es una exégesis de las bondades y las virtudes del ser humano: afán de superación, compañerismo, sana competitividad y reivindicación del deporte como expresión global de comunicación.
Todo empezó ayer con el oro de Samuel Sánchez. Emocionante cómo luchó y consiguió al sprint proseguir con el pleno histórico de los nuestros en ciclismo. Impresionante ver su reacción en la entrega de medallas.

Si comentábamos anteriormente los valores esenciales que se entienden en estos acontecimientos, el mejor ejemplo lo vimos en la prueba ciclista. Ganadores del Tour, Giro, Campeones del mundo se dejaron el alma para que su compañero, el que más fuerte aparentaba sentirse, pudiera llegar al final con opciones. Triunfo individual, claro…pero colectivo ante todo.

Y hace unos minutos que J. Luis “Pirri” Abajo ha ganado la 2ª medalla para España. La 1ª de la historia de la esgrima española.
Esto es lo que tienen los JJ.OO. Uno no tiene ni idea de este deporte de la espada/florete en la mano y disfruta como un niño viendo a uno de los nuestros cumpliendo su sueño.
En fin, que siga la fiesta.