Archivo

Posts Tagged ‘Aurora’

Detalles inolvidables

Dijo Juan Benet que «son pocos los hechos que después de sorprender siguen siendo sorprendentes». Y parece que tiene razón.

Pues bien, hace unos días hemos tenido la inmensa suerte de ser sujeto, objeto (y casi complemento agente) de un detalle grandilocuente en la forma y de una finura emocionante en el fondo.

La nunca suficientemente loada Auro, ese ángel penígero alcorconero (puede parecer un oxímoron, pero hablamos de un gentilicio terrenal) y el excelso Rubén, hombre de vasto conocimiento, pero déficit futbolero nos han obsequiado (a todos los olivinos, allegados y cerdos adheridos) con un guiño a la amistad y la perenne sonrisa. Auro y Rubén se molestaron en enviar una especie de tarjeta postal —dentro de un sobre— dirigido a todos ¡¡¡desde Togo!!! (no existen las suficientes exclamaciones) que tuvo como dirección receptora el noble establecimiento que llamamos Padrao. Se acordaron de todos y de todas. Y eso llega más lejos que cualquier obsequio físico.

Las cosas no son como las vemos, sino como las recordamos. Es así. Hay momentos que no se olvidan jamás y gente a la que, por ende, tampoco podrás dejar de querer.

Categorías:Sucede que Etiquetas: , , , , , ,

Sábado Sabadete

Se acerca el sábado. Sensación agridulce. 31 años. Joder, 31 años.

El otro día vino a la garita un abuelete majete y hablábamos de temas recurrentes como el paso del tiempo. En un momento dado dijo una frase de esas socarronas, pero que me hizo gracia: «No te equivoques: el tiempo se queda, somos nosotros los que nos vamos». Ese punto cómico, ese otro trascendental y ese otro naturalista aromatizan el contenido de tan rotunda oración.

En fin, son 31 años, sí, pero vaya fiesta nos espera en el Padrao. Sólo parece que faltará Rodríguez, pero si todo se confirmase por allí aparecía el serdo canario con su señora, el Perrete con la suya, Fermín, el Míkel, Auro & Rubén, Cilli & Ortigoza, la Mentxu, por supuesto y seguro que algún agregado más. El mejor ejemplo de que puede ser un gran día es que pensamos ir en transporte público.

Viendo a los presentes uno sintetiza perfectamente la realidad sociolaboral de este país en un declive tan peliagudo: tenemos funcionarios, estudiantes, parados, un burgués amante del bebercio, un par de periodistas cojonudos, una extraordinaria superviviente, un cerdo mayúsculo (bueno, más de uno)… de todo un poco, pero unidos por esos lazos de verdad rígidos: la amis..¡perdón! Quería decir: el alcohol.

Será una buena ocasión de reencontrarse con muchos y con muchas. Quizás llueva. Paradigmático.

Río 2016

Bueno, pues tampoco en 2016.

Una pena. Objetivamente la mejor candidatura era la nuestra. Pero Río representa a ese mundo que nunca ha tenido unos Juegos y que debe emerger en esta sociedad globalizada.

Ridículo de Chicago y Tokio que también cayó. La suerte ya se sabía en la segunda votación.

Emocionante discurso de Gallardón tras no ganar y emocionante la imagen de un país unido en sus instancias más altas para organizar un evento internacional de este calibre. Ojalá se trasladase a otros ámbitos.

Decidí tras firmar ante el notario y consagrar el nacimiento de una empresa ir a ver a Carlitos alias “juerguista serdo” y junto a parte de la olivina + el Ferlein pasar una tarde entre hipótesis olímpicas y risas. Lamentable Don Miguel que pese a la decena de llamadas que le hicimos no se dignó a pasarse por el emplazamiento en el que el día anterior bien que decidió mamarse. Borracho.

Una pequeña desilusión la no otorgación de los Juegos, mas nos queda el sueño de que alguna vez en un futuro esperemos no muy lejano nos toque a nosotros.

Para digerir el golpe aproveché para con Mentxu acudir a ver El secreto de sus ojos. Campanella en estado puro. Cine argentino para contrarrestar tanto brasileño contento: ESPECTACULAR.

En fin, felicidades a Río de Janeiro. Mundial y JJ.OO. Ahora les toca a ellos. Algún día a nosotros. Y aunque el recuerdo del recuerdo se vaya desvaneciendo y nos pueda producir pena, miremos adelante. Por allí se llega al futuro. Con total certeza estén nuestros Juegos esperándonos.

De boda

Bueno, fin de semana de boda. De la Vir. Fin de semana perfecto. Extraordinario.

Reencuentro con aquellos que ya forman parte de tu vida, en un momento tan especial de la andadura de uno de ellos.

Lugar mágico, organización exacta. Todo a salir de boca. Felicidades a los casados.

Llevo un día tan empachado de Larra (y lo que me queda) que tengo las neuronas bajo mínimo y me voy a autofusilar, por lo que paso a copiar el texto que les he mandado a mis olivinianos para definir el enlace.

“El Pentateuco de la boda desde mi óptica:

1) Lágrimas de Vir al ver y abrazar a la Auro. Y de Gus cuándo lo grababa. Emocionante. Vaya crack de tío, joder. Qué buena gente.

2) Un tipo bastante obeso de treinta y pocos, creo que tío de alguien se acerca -tras haber ingerido no menos de 13 cubatas- al Del Rosal (obviamente, con quien nunca había hablado antes) para cuestionarle sobre cómo se hace para ligarse a 3 tías a la vez: IMPAGABLE. Cierto es que anteriormente en la mesa en que comimos, Gema dirigió sus únicas palabras para con el canario de esta guisa: <<>> DOBLEMENTE IMPAGABLE.

3) El borrachuzos de Rubén va a la barra libre (libre de todo, menos de gente apoyada en su supuesta libertad) y pide 2 minutos antes de que cierren 6 cubatas. Du jamais vu, que dirían los gabachos. A destacar la Auro con su enorme, ingente, hiperbólico, continental, universal, galáctico y fantástico pedal. Amo a Auro. Es vox populi, pero es que la quiero. Con locura. No es por dármelas de tipo con mucho amor a repartir, pero es que os quiero a todas taaaaaaaaaaanto tanto tanto por esa habilidad inherente que tenéis a haceros querer, que no podría asir entre mis brazos vuestros puros y sinceros corazones. (¡Vaya mariconada acabo de poner!). Bueno, que sois la hostia, coño.

4) El jodido espejo de la habitación del hostal de paredes hechas con papel de fumar de Tudela (de + de + de + de + de = Uriel escribe a esta hora con el mismo tino que Del Rosal cuando lleva 14 copas y afirma que si tuviera un arma mataría a ése o a aquél) al verme cómo le miraba me susurró por lo bajini: “¡Vaya resaca, tío!”. Si no hubiera sido por los gelocatiles que Jorge me suministró, todavía estoy parado en Torija (Rachel, ¿tú no eras de Cabanillas?) inoculándome con aguja hipodérmica suero para elefantes. No he llegado a calcular lo que comí y bebí, pero lo dramático es que si lo hago dejaría de creer en que el ecce homo es eso que apuntan los especialistas como ser superior desarrollado cerebralmente.

5) Cuando pasaban las fotos de los novios por el proyector en el bareto y uno asimila que cada minuto que pasa es un minuto menos y una foto más me dio por pensar que la vida no es sino eso: un conjunto de imágenes entrelazadas que te definen como órgano único e indivisible. Pero que gracias al paso del tiempo te permiten darle forma a tu existencia.

¿Recordáis una foto de Viryi de pequeña con unos mofletes como el Atomium de Bruselas? Esa nena, que ha pasado por lo más terrible que le puede suceder a una adolescente es ahora una preciosa “marida” con su entrañable “mújero”. De los mofletes a Canadá. Del dolor a la alegría. Todo habita y todo pasa. Pero siempre queda lo que te esfuerzas por recordar.

Como vosotros. Inolvidable olivina.”.

Y nada más, señores. Ha debutado el Madrid. Gol de Benzema. Queda mucho. Mañana una birrita con el cerdo del Míkel que se va de vacaciones á Estonia. Vaya perro.

Historias con duende

“A Lorna, novia casi adolescente y compañera eterna. Ella fue la primera en hablarme de la existencia de los ángeles, me convenció de la importancia de su trabajo y me animó a ir en su busca, ayudándome a superar mis viejos prejuicios ideológicos”.

La fascinación que produce un libro se puede llegar a palpar desde su cubierta. O desde su título. O desde su autor. O claro, su temática. Y también, desde una emotiva dedicatoria.

Hace ya muchos años que soy un fiel y apasionado seguidor de la historia contemporánea de nuestro mundo. Me parece revelador y sobre todo fundamental para entender todos los ´qué´ que nos rodean por doquier.

“Me gusta todo” diría Rosa Caracciolo. Pues sí, me gusta todo. Desde la independencia de los actuales Estados Unidos de América hasta ahora, absorbo cualquier pasaje histórico con devoción auténtica. Libros, películas, teatro, exposiciones, museos… no lo puedo evitar. Me encanta. Joder, quizás debería hacerme profesor de Historia y compartir con el barbas interesantes tertulias.

Por ejemplo, ví ayer “Buenas días, noche” con mi querida Mentxu y me gustó. Mucho. Una gran opción de situarse en aquellos casi 2 meses de cautiverio de Aldo Moro, en la utópica lucha de clases de los típicos grupos terroristas marxistas-leninistas que surgieron en la época y la situación tan particular de Italia, del Vaticano y de los intereses internacionales.

De un tiempo a esta parte, bastante inducido por el gran Sr. Barra I de las nieves, adoro la historia de África en su etapa de descolonización y la crítica situación en que se encuentra día sí, día también. Kapuscinsky, Conrad, Javier Reverte… la lista es muy amplia. Ruanda, Mali, Kenia, El Congo, Etiopia, Senegal, Egipto, Camerún, Namibia, Sudáfrica… la de cosas que puede contar Auro… y que nos contará… del continente, posiblemente, más auténtico de este mundo.

Guerras civiles, crímenes contra la humanidad, dictadores, intereseses coloniales, vergonzante pasotismo del “primer mundo”, hambrunas, muertes, analfabetismo… dolor. Dicen todos que el mundo visto desde África cambia a cualquiera.

Sobre todo, si tienen la suerte de cruzarse con un ángel. El extraordinario Vicente Romero se lo cuenta en una joya que deben leer si quieren saber Donde anidan los ángeles.

Albas y ocasos

Esto pasa por tener un domingo por la noche en que tengo tiempo para pensar y no “he” de madrugar para ir a currar.

Son mis primeros 2 días sin curro en no sé cuantos años. Hasta que el miércoles no empecemos una nueva aventura laboral, estaré 48 horas en el limbo.

Y es lo que tiene. Me ha dado por modificar alguna cosa. Llevo un tiempo pensando en que no es lo mejor que según se entra en el ´Gugle´ y se pone mi nombre & apellidos aparezca este antro de perversión y procacidad de forma tan directa.

Uno nunca sabe qué tipo de estasianos, basureros o indeseables se cuelan hasta las entrañas de tu estómago. Y si es posible evitar que un lugar tan personalmente llevado no se llene de mierda no invitada, pues mejor.

Por descontado que su labor como críticos debe continuar, mostrando que lo mismo somos capaces de generar una oda a Fernando Alonso, que discutir abiertamente sobre Lesoto y su peculiar situación mundial o lamentar profundamente la pérdida del maestro de los ojos azules.

Por ejemplo, será interesante conocer cómo ha ido la copiosa comida preparada por el maestro Miguel a la que por causas totalmente ajenas a mi voluntad no pude acudir. Y qué tal pasó Del Rosal este domingo con su nueva situación de cojo interino etc etc…

Auro, muuuuuuuuuuuuuuuuuucho ánimo. Se acaban los adjetivos para ensalzar tu figura y tu maestría. Haremos lo posible por ir a verte al culo del mundo. Ni lo dudes.

Volviendo a lo que comentaba antes, no sé los presentes, pero me ha dolido especialmente la pérdida del gran Paul Newman.

Cuántas veces habré hablado con Espáriz de esos clásicos de G.Roy Hill con Redford o de ese Éxodo de unas 3 horas de duración. Y esa maestría con el taco o con los guantes o comiendo huevos…

Una pena enorme.

Son casi las 3 de la mañana, pero voy a ver la partida de póker más recordada del cine. En un fin de semana así (para mí de 4 días), creo que se lo debemos. Bueno y nos lo debemos.

Incompetencia extrema

Sé que hace tiempo que el “Sr.” Rodríguez House no opina en estos lares (al menos, con su verdadero nombre). Es algo triste, pero respetable.

Sólo cuando no aguanta más enseña la patita con alguna cafrada digna del frenopático más cutre, escondido en el anonimato más ruín, lúgubre y mezquino.

Pues bien, no he podido dejar de acordarme del Sr. Rodríguez, cuando mi querida amiga Auro (Míkel y Perro la recordarán de la pasada nochevieja) me pasa una información más que llamativa.

Resulta que una enciclopedia describe la región extremeña como subdesarrollada, pobre y extrema. Asegura que el territorio extremeño está “en cierto modo, incomunicado del resto de la Península por ser tierra extrema”. La editorial reconoce la existencia de las afirmaciones y adelanta que tomará medidas, pero sin concretarlas por ahora.

Mira que yo no soy de la tierra, pero me indigna tanta estupidez, tanta ignominia y sobre todo, tanta incompetencia. ¿Es que no hay un tipo encargado de leerse qué coño va a publicar su editorial?

Otra causa más que explica el analfabetismo supremo de muchos de los estudiantes de entre 14-18 años…con esta información no me extraña.
Extremadura posee tres lugares que han sido declarados Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO:
Ciudad Vieja de Cáceres, desde 1986
Conjunto Arqueológico de Mérida, desde diciembre de 1993
Real Monasterio de Nuestra Señora de Guadalupe, desde 1993

Pues para estar subdesarrollados, les ha cundido.

En fin, imagino que Rodríguez Ibarra ha cogido un arma de destrucción masiva y está yendo al núcleo del problema a solucionarlo.

Extremeños ilustres, además de House son nada más y nada menos que Leonardo Dantés, Florinda Chico o Isabel Gemio. En un nivel claramente inferior, pero también representantes de la cultura de esta gran comunidad: Zurbarán, Luis Cuenca, Espronceda, Gabriel y Galán, Godoy, Bravo Murillo, Pizarro, Núñez de Balboa…

Y qué decir del noble arte musical: Extremoduro, Los Chunguitos, Azucar Moreno, Tam Tam Go o el inefable Porrina de Badajoz.

Pues para la enciclopedia de marras estamos ante un claro ejemplo de subdesarrollo. A lo mejor a los tipos encargados de elaborar y no revisar este texto les convendría visitar Belice, Burundi, Kiribati, Lesoto o Vanuatu. Quizás encontrasen diferencias.

Como diría el as de la prosa extremeña Robe Iniesta: “Iros todos a tomar por culo”.