Archive

Posts Tagged ‘Perlas de fútbol’

Perla nº32: Real Madrid – Milán (Semifinales Copa de Europa 1988/1989)

En fin, es un palo duro, pero no está de más reconocer dónde había un equipo de esos para la historia, ahora que tanto se habla de el de Guardiola.

El Madrid perdió esta eliminatoria 1-6… y empezó marcando Hugo Sánchez tras un córner. Dicen las crónicas que el Milán era sobre todo innovador en aquello todavía algo prehistórico de tirar el fuera de juego. Presionar en el centro del campo y adelantar la defensa para inutilizar el ataque del equipo rival. En eso fue un maestro Baresi. Todos lo dicen. Pero ojito al equipo… un tal Maldini en ese lateral izquierdo (siempre se le acusó a Michel de no haber sido capaz de superarlo ni una vez en todas las ocasiones en que se encontraron), junto a Costacurta y Tassotti. En el centro del campo Ancelotti, Donadoni, Rijkaard y Gullit… sí, sí, frótense los ojos. Delante un tal Marco Van Basten.

Es cierto que aquel Madrid es el que conseguiría su cuarta Liga y era un equipazo. La Quinta + Hugo + Schuster + Buyo, etc. Pero vamos, que no hubo nada que hacer.

Recuerdo haber leído unas declaraciones de Schuster en que comentó que en Italia, en la vuelta, simplemente viendo cómo calentaba el Milán, la velocidad a la que tocaban el balón intuían que les iba a caer una buena. Y es que imaginen… a ese Sacchi combinando a la Holanda campeona de Europa el verano de antes con los italianos ya nombrados anteriormente. En fin, paliza que no se olvida.

Ida: Real Madrid 1 (Hugo Sánchez) Milán 1 (Van Basten)

Vuelta: Milán 5 (Ancelotti, Gullit, Rijkaard, Van Basten y Donadoni) Real Madrid 0

Perla nº31: Borussia Dortmund – Juventus (Final Copa de la Uefa 1992/1993)

En fin, no sé si recuerdan esta final a doble partido, pero fue un espectáculo. Era una gran competición la Copa de la Uefa de entonces, para qué engañarnos. Lo de la actual Europa League es un chiste.

El Borussia Dortmund tuvo un recorrido desigual hasta la final. Se cargó al Celtic de Glasgow, al Zaragoza de manera ajustada (lo pasaron mal en La Romareda; de hecho fue un baño de los maños, pero no pudieron remontar: recuerden aquella agresión al árbitro y el toque nostálgico de ver a Brehme marcar un penalti con la derecha) , también a la Roma remontando en Alemania en cuartos y al Auxerre por penaltis en Francia. Y es que era un equipo, el alemán, bastante interesante: buen portero, Klos, el germano Reuter en el medio, Chapuisat en punta… pero a todas luces insuficiente para poder vencer a la todopoderosa Juventus.

La Juve, por su parte, formaba ya gran parte de la futura campeona de Europa: Peruzzi, Conte o Vialli, entre otros. Además —y curiosamente— dos alemanes extraordinarios en sus filas: Kohler y Möller, un gran Dino Baggio y sobre todo, el extraordinarísimo Roberto Baggio, «Il Codino», un jugador maravilloso, difícilmente repetible con una capacidad fantástica para crear juego, resolver en el área y aumentar exponencialmente la capacidad competitiva de su equipo. Un artista del balón.

Esa Juve eliminó al Panathinaikos, al Sigma Olomouc, al Benfica en cuartos y al PSG (que se había follado al Madrid, era un grandísimo equipo… y de hecho la Juve lo pasó mal mal) en semifinales.

La final, como decía, se disputó a dos partidos. El primero en el Westfalenstadion con un 1-3 definitorio para los italianos. Ojo, porque el hermano pequeño del mítico Karl Heinz Rummenigge, Michael, adelantó en el primer minuto al Borussia, pero fue puro espejismo. Dino Baggio y el incombustible Roberto Baggio por dos veces dejaron la eliminatoria resuelta. La vuelta fue un trámite y el 3-0 dio como resultado un 6-1 global con el que la Juve conseguía su tercera copa de la Uefa.

Ida: Borussia Dortmund 1 (Rummenigge) Juventus 3 (Dino Baggio y Roberto Baggio (2))

Vuelta: Juventus 3 (Dino Baggio (2) y Möller) Borussia Dortmund 0

Perla nº30: Barcelona – Oporto (Semifinales Champions League 1993/1994)

Era el formato antiguo de la Champions, competición que acababa de nacer, como quien dice. De los dos grupos previos, llegaban a semifinales los dos primeros de cada uno y a partido único (en campo del primero de cada grupo) se disputaba el pase a la final.

Uno de los mejores equipos que dirigió Cruyff al frente del Barça destrozó al Oporto con aquel descomunal tanto de Koeman en la segunda parte. Han pasado los años, pero creo que nadie ha olvidado el gol desde su casa del holandés. Antes, Stoitchkov había rematado a la red dos internadas por la izquierda del debutante ese año, Sergi Barjuan. Dos golazos también, calcados. Y que arrancaron, curiosamente, de los pies de Romario. Si recuerdan la ley de los tres extranjeros, se darán cuenta por tanto que el que salió del equipo en esa parte final de la temporada es Michael Laudrup (de hecho acabaría fichando por el Madrid).

El Barça jugaría la final contra el Milán y sería vapuleado. Eso fue otro cantar. La realidad es que ese día se metió en la final dando un baño a los portugueses del Oporto en el Camp Nou.

1/2 Final: Barcelona 3 (Stoitchkov (2) y Koeman) Oporto 0

Perla nº29: Barcelona – Sporting (Liga 1986/1987)

Más de una vez hemos hablado de que hay resultados que antaño se daban de vez en cuando en lo relativo a los equipos grandes y que ahora son impensables.

Hace poco recordábamos que Osasuna goleó al Madrid en el Bernabéu por ejemplo, algo más complicado de ver a día de hoy o el 6-3 del Zaragoza al Barça, por ejemplo. Las distancias han ido aumentando de manera brutal y las goleadas las firman siempre los mismos.

Por eso es interesante recordar partidos como este de la liga 86/87: Barcelona 0 Sporting 4 en febrero de 1987. Un equipo con Ablanedo en la portería, Tati, Cundi, Joaquín, Marcelino o Eloy y Novoa en el banquillo machacó a un Barça nada desdeñable: Zubizarreta, Gerardo, Migueli, Fradera, Manolo, Pedraza, Roberto, Esteban, Carrasco, Lineker y Hughes. Eran otros tiempos.

Liga 86/87: Barcelona 0 Sporting 4 (Flores, Eloy (2) y Luismi)

Perla nº28: Real Madrid – Paris Saint Germain (1/4 final Copa de la Uefa 1992-1993)

Fue un palo para el Madrid esta eliminación, pero hay que reconocer que el PSG era un equipazo importante. Sobre todo de medio del campo hacia adelante.

La ida fue muy buena para el Madrid: derrotó por 3-1 a los franceses con un gol (recuerdo perfectamente) de Míchel en el último minuto después de tirar un penalti, para el portero y rematarlo con la espalda tirándose en plancha. Tremendo.

Después de aquello no parecía probable que el Madrid fuera eliminado en París. Pero tal cual. Los franceses pasaron por encima de los de Floro. Los Weah, Ginola y Valdo no dieron opción. Y eso que Zamorano puso el 3-1 en el minuto 90. Parecía que el Madrid iba a la prórroga. Entonces, en el 92 llegó el 4-1 de Kombouaré.

El PSG quedaría eliminado en semis por la gran Juve, pero siempre recordaría esa eliminatoria. Al año siguiente, esta vez en la Recopa, el equipo gabacho volvería a cargarse al Madrid. En esa ocasión vencería 0-1 en el Bernabéu con gol de Weah. En Francia el 1-1 clasificaría también a los parisinos.

Vuelta:PSG 4 (Weah, Ginola, Valdo y Kombouaré) Real Madrid 1 (Zamorano)

Perla nº27: Real Sociedad – At.Madrid (Final Copa del Rey 1986/1987)

Enorme perla. Partidazo inolvidable.

La Real Sociedad, tras haber conquistado dos campeonatos de liga a principios de los 80 y haber llegado incluso a las semifinales de la Copa de Europa (mítica eliminatoria ante el Hamburgo alemán) consiguió el trofeo copero en 1987. Fue en una final apasionante ante el Atlético de Madrid. Seguro que Ortigoza recuerda al Polilla Da Silva y a tantos otros jugadores de ese conjunto rojiblanco de mediados de los 80. Un gran equipo, sí señor.

La Real reunía en ese equipo a varios de los míticos realistas que años antes habían sido reyes del campeonato: Górriz, Arconada o López Ufarte con la nueva hornada: Bakero, Beguiristáin, López Rekarte… y llegó a formar un equipo grandioso. Para muestra un botón: se metió en la final de la Copa después de meterle un 10-1 al Mallorca Atlético en el partido de vuelta de 1/4 de final (¡¡!!), lo que es el récord de la historia de la copa en esta ronda, y eliminar el Ath.Bilbao en semis derrotándole en San Mamés. De hecho la Real también sería finalista al año siguiente metiéndole también una paliza importante al Madrid en semifinales.

El Atlético por su parte, también hizo los deberes. Eliminó al Madrid remontando el 3-2 de la ida con una victoria por 2-0 en el Calderón: no se pierdan el vídeo. No era el mejor Atlético de la historia, pero acabó cuarto el campeonato ese año. Además dejó una eliminatoria en la Uefa ante el Werder Bremen nada desdeñable.

La final en La Romareda fue competidísima. Es especial ver a Bakero, a Txiki Beguiristáin con el 9, a Marina, Tomás, Landáburu o Uralde con el Atlético… Partidazo que se decidió 4-2 en los penaltis. Por la Real marcarían Bakero, Mújica, Beguiristáin y Larrañaga y por el Atlético Rubio y Landáburu. Fallarían Da Silva y Quique Ramos el decisivo que pararía el inolvidable y grandiosísimo Luis Miguel Arconada Echarri.

Final Copa 86/87: R.Sociedad 2 (López Ufarte y Beguiristáin) At. Madrid 2 (Da Silva y Rubio) // Penaltis: 4-2

Perla nº26: Real Madrid – Nápoles (1/16 final Copa de Europa 1987/1988)

Poco hay que decir.

Primera ronda y campeón de España contra campeón de Italia. El Ferlein siempre cuenta que a raíz de ese partido se instauraron los cabezas de serie. Por algo sería. Y más teniendo en cuenta lo que vino después (Oporto, Bayern, PSV…). De locos.

El partido era la primera muestra del Nápoles de Maradona en la Copa de Europa. Contra uno de los mejores Madrid de la historia.

El Bernabéu ya dejó el asunto bastante claro. A puerta cerrada por la sanción acumulada tras la eliminatoria ante el B. Munich la temporada anterior, el 2-0 de la ida dejó el asunto bastante encarrilado. Recuerdo leer en varios recortes cómo Maradona decía que en la vuelta iban a remontar con toda seguridad. Y ciertamente con el gol inicial a poco de comenzar hubo bastantes que así lo pensaron. Pero una maravilla de Butragueño tras un pase de Hugo puso el definitivo 1-1 y terminó por clasificar al Madrid.

Como comprenderán es una perla que aquí debía aparecer. Todo el mundo la recuerda, pero no está de más que aparezca en estas 100.

Ida: Real Madrid 2 (Michel (p) y Tendillo) Nápoles 0

Vuelta: Nápoles 1 (Francini) Real Madrid 1 (Butragueño)