Inicio > Uncategorized > Las verdaderas partes del todo

Las verdaderas partes del todo

Es un error plantear la típica semana de trabajo como un mal trago que pasar, antes de que aparezca el fin de semana (o en su defecto/afecto las merecidas vacaciones) como el oasis que permite encontrar un fundamento a tanto madrugón y tanta dureza cotidiana.

El día a día laboral es aquello que permite “ganarnos la vida”. ¿Alguna vez se han planteado el significado real de esa frase? Si lo piensan, parece justo.

Porque generalmente nos movemos a través de los contrastes. Seguramente, analizar lo que vale una noche en el Loyber tomándose unas cervecitas y una copita (hoy no nos hemos dejado seducir por el jodido gato verde) desde fuera no tenga el valor que nosotros le concedemos.

Pero, de verdad, estos momentos son los que realmente van completando el puzzle de lo que podríamos definir como felicidad.

Seguramente es pensamiento de pobre, pero que quieren que les diga: esa es mi felicidad.

Mientras escribo esta mierda, escucho de fondo El último boy scout y espero a que comience Muchachada Nui con Hulk Hogan como núcleo. Puede ser la caña.

Antes, nos hemos reído planificando viajes (ojooooooooooooo Marruecos) y ha pasado la noche entre gracias y motivos para pensar en que el sonido del reloj matutino, tendrá una futura recompensa.

(Joder, el puto Hulk…hablando de André el Gigante, Hulk Hogaaaaaaaaaaan, sus amigas las pastillas, todo una mentira, se casó con una californiana de mameyas tremendas…qué grande).

En fin, que me voy a sobar viendo el final de Bruce. Creo que en breve…se pondrá a bailar.

Anuncios
  1. 29/05/2008 en 10:17

    La felicidad de las cosas pequeñas…amigos, copas, viajes y entre medias un poco de trabajo…por pedir podría ser más de los 3 primeros y menos de lo último (y eso que no he de quejarme)…

  2. 29/05/2008 en 10:37

    Nñasldkfjsajgfsudihfak, ljkjsldj jkd ´kjlkj dkjaf.

    Lakjdlll, kj lkjñlkjñ jjkklñkjlñjdldkkddll dldkjsalkj kldjaslkj dkja, ñ sda alkdjf adlñkd dslkj flñakfjdkdkd jk lñadkdlk. Jdla dslk lkjd d dlkasdja da kjsa dlkdjasl d dñ alsdkf.

    Djkhkjha sdfkldd lkjd, ddkl kldlkjaslk. dkjafslfjldkj dkjasdlk. jkdjlakll kjdlksj, sdlkjsdlkl jdksdl dkdljdkj dkljalj. Klkjjadkf dkjd kdjlksfdf lkjsdsl, dklsdkl dkldslafl dklddlddkj.

    Jd lkddlkjdk d alkjk

    Rjdkdjkdjk. Hh dd j ldjd dejldl.

  3. Anónimo
    29/05/2008 en 10:47

    Sólo hay una cosa cierta e interesante que podemos destacar de este post:

    “(…) Mientras escribo esta mierda, (…)”

    Brillante ejercicio de autoevaluación.

  4. 29/05/2008 en 12:44

    Madre del Mati!!!!!!!!!!

    Madre del Mati!!!!!!!!!!

  5. 29/05/2008 en 18:42

    Joder, me acabo de fijar en la infame calidad de los comenarios que han dejado, cabronazos.

    Qué vergüenza.

    Hasta hay uno que pide a la madre del Mati. En fin.

    Son ustedes mierda (Carlos dixit).

    El Alba. Pensando en cómo sería un sábado bajo la fría rigidez de Corea del Norte.

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: